Existen muchas formas de procesar, presentar y disfrutar de los embutidos, pero no todos saben igual y aquellos que estén elaborados y compuestos por tripas naturales en Vizcaya y cualquier región ofrecen una mayor calidad que se nota en el sabor. Además, en su justa medida son muy beneficiosos para la salud; un embutido de calidad se puede consumir entre horas o como acompañante de cualquier comida.

El sabor de la comida es el elemento que define su calidad, pero elaborar embutidos con tripas naturales en Vizcaya hace que estos alimentos tengan una textura flexible y agradable. También ayudan a hacer la digestión, evitando que los embutidos se conviertan en un aperitivo pesado que impida disfrutar de otros platos en comidas y alejando la pesadez de estómago cuando se comen en bocadillos o tostadas.

Los embutidos formados por tripas naturales se secan de una forma progresiva y ayudan a que se conserven en las mejores condiciones. Otro factor importante es la temperatura; si es la adecuada, el chorizo o la patatera son de mejor calidad y más seguros para el consumidor.

Una de las diferencias más destacadas sobre las tripas sintéticas es que al ser más flexibles dan la forma deseada al embutido sin que haya que forzar. De esta manera, su presentación es mucho más artesanal y se ve reforzada por dos aspectos. El primero de ellos es el olor, un factor que hace que cualquier alimento sea más atractivo y agradable. El segundo es la consistencia, un embutido que no se deshaga es un producto de calidad.

La utilización de tripas naturales es garantía de calidad. Si quieres sorprender con los mejores embutidos o disfrutar de alimentos agradables, contacta con Intrespa, S. L. Somos una empresa en la que elaboramos productos competitivos y que cumplen con las expectativas de todos nuestros clientes.